Delincuentes aprovechan vacaciones para robar más de un millón y medio en especies