Comuna

10 junio, 2019

La señora Guillermina atiende con entusiasmo “El Baquedano”

La señora Guillermina atiende con entusiasmo “El Baquedano”

 

De hablar lento, pero de un convencimiento propio, dado su denodado esfuerzo por salir adelante luego de la orfandad de su marido, teniendo que, primero, hacer crecer el dineros que recibió como indemnización por la muerte de su marido, y, segundo, desarrollarse en medio de un sector, que si bien tenía un buen pasar en lo comercial, con los años y la sobrepoblación, ha tenido que ponerse a la altura de los centros comerciales que se han instalado en las cercanías de este popular sector.

Su actividad se inició luego del fallecimiento de su cónyuge, don Ramón, ex trabajador de una de las viñas más importantes que existen en la comuna, teniendo que formar su hogar y su propia fuente de ingresos en el sector conocido como “Baquedano”. “Luego de la muerte de mi marido, me vine para este sector donde construí mi casa, primero, y luego establecí este negocio”.

La señora Guillermina Cabrera Larenas, viuda, 2 hijos y una adoptiva, con la indemnización de su cónyuge construyó su vivienda e inició su emprendimiento en el conocido kiosco que se ubica en la intersección de las calle Hernán Prieto con Los Olmos, en Pirque, conocido como “Baquedano”, nombre que instauró en distinción al club deportivo que existe en este lugar y que representa a este sector, el cual recibe a muchos deportistas que han crecido en este sector y que acuden a este negocio ya que también se identifica con los deportistas de esta zona.

Sus clientes son preferentemente de los alrededores de este conocido lugar pircano, el que cuenta con casi todos los servicios para sus habitantes, claro que, la señora Guillermina, confiesa que la bonanza de su negocio, no es la misma a la de años anteriores, “hoy la cosa comercial por acá no es la misma de ayer, hoy cuesta mucho surgir, ya que han llegado muchos grandes negocios que han perjudicado a los pequeños, pero de todas formas aquí le hacemos empeño… antes yo tenía caja vecina, pero el banco en una oportunidad me descuadró la caja y me perjudicó, así que ahora tenemos que ponerle el hombro como sea, bueno, ahora yo tengo red compra aquí lo que es una novedad para mis clientes que antes tenían que venir con el billete en la mano para comprar sus productos”, señala.

La señora Guillermina es una activa comerciante que le gusta lo que hace, admite que la única manera de que los años no se le vengan encima muy rápido, es estar en actividad y ella, lo practica todos los días en su establecimiento comercial, “uno tiene que estar activa, esa es la única receta para estar vigente y con ánimo para realizar el trabajo que tiene que realizar… yo empiezo a atender a las 07:00 y cierro a las 20:00 horas, para atender bien a mis clientes a los cuales atiendo con mucho agrado, ya que, gracias a ellos, puedo estar con mi negocio en pie”.

“El Baquedano” está constantemente buscando cómo seguir compitiendo con los negocios que se han instalado en el sector, luego de haber tenido caja vecina, hoy tiene red compra, la tarjeta que le permite a los clientes pagar con “plástico”, servicio que no muchos brindan en los negocios del interior de El Principal, y los que lo hacen, se han visto en la necesidad que les han planteado sus clientes.

La señora Guillermina, señala que es una apasionada de la actividad que realiza, ya que, por un lado, se siente representante digno del sector en que se emplaza, así como también su actividad comercial, le recuerda a su cónyuge ya que, tras fallecer, puedo realizar sus proyectos de vida y atender a sus queridos clientes del sector al cual le ha tomado un gran aprecio, al igual que a sus clientes, en el “Baquedano” de Pirque.

 

(Nota en edición impresa de sábado 8.6.19)