Crónica

15 noviembre, 2017

Corporación “Dolores Sopeña” celebro 100 años en Chile

Corporación “Dolores Sopeña” 100 años

Corporaciones Sopeña es Institución Católica sin fines de lucro, creada por Dolores Sopeña en el año 1892 en España, llegando a Chile en el años 1917. En sus instalaciones, ubicadas en Nemesio Vicuña #341, se encargan de formar, desarrollar y capacitar a hombres y mujeres en situación de pobreza y/o vulnerabilidad, todos ellos pertenecientes en su mayoría a comunas de la Provincia Cordillera: Puente Alto, Pirque y San José de Maipo.

Su gran objetivo es mejorar la calidad de vida de las personas más desfavorecidas, entregándoles las herramientas para desenvolverse de forma independiente o dependientes en el mercado laboral.

En estos 100 años en nuestro país, la institución ha capacitado  a más de 13 mil alumnos en diversos oficios. Por el motivo de su centenario en Chile, se llevó a cabo un emotivo acto de celebración el jueves 9 de noviembre en sus dependencias, el cual comenzó pasado el mediodía.

 

HERRAMIENTAS PARA EMPRENDER

“Chile fue uno de los países que tuvo el privilegio de acoger la obra social de Dolores Sopeña. Hoy nos vestimos de gala y nos sentimos orgullosos por este acontecimiento, pues se cristalizan hoy 100 años de oportunidades.  Fue en 1917 que dos  mujeres, enviadas por la misma Dolores, establecieron centros de instrucción para obreros, como se les llamaba por ese entonces, capacitando a  hombres y mujeres del mundo del trabajo (…) La obra se consolida con los años, creciendo cada vez más”, expresó su directora  Gabriela  Herrera Reyes.

Patricia Leiva, encargada del programa de Capacitación e Inserción Laboral CRS Sur 2 Puente Alto Gendarmería Chile, destacó el trabajo conjunto que han desarrollado con la institución,  señalando: “Hemos tocado muchas vidas de personas, que han recibido por ejemplo su primer  certificado en un oficio.  Eso es algo muy potente, que genera una gran autoestima, entregándoles posibilidades de crecimiento personal y laboral que para ellos parecían lejanas”.

Tras la exhibición de un video en el cual se dio cuenta de la historia y los avances de Corporación Sopeña en este siglo en Chile, músicos de orquestas de Puente Alto montaron un interludio musical, destacando en su repertorio piezas de Carlos Gardel y Bach, siendo escuchados con atención y respeto por los presentes, que retribuyeron con grandes aplausos su presentación.

Finalizando, alumnas de los cursos de peluquería y de confección de cortinajes entregaron sus testimonios, agradeciendo el apoyo y lo aprendido en Sopeña, herramientas que les han permitido emprender con éxito en sus vidas, cerrando el acto con la entonación del himno de la Corporación.

(Nota a disposición en edición impresa de miércoles 15)

FORCENTER