Crónica

7 junio, 2017

Pachy Rojas llevó su música e historias al Melchor Concha y Toro

3.- MELCHOR

En las ya clásicas tertulias del centro Melchor Concha y Toro, que ya cumplen su décima temporada, el pasado jueves 25 de mayo la centenaria institución de la capital provincial recibió la visita de la destacado cantautor de raíz folclórica Roberto Pachy Rojas, puentealtino de cepa, de destaca trayectoria musical, en un cálido ambiente, que contrastaba con la fría noche en el exterior.
Sus canciones han sonado en muchos festivales desde hace más de 40 años, pero existen pocos registros de su trabajo. Su más reciente producción, “Viaje al centro de mi tierra” fue lanzada el 2013 y es uno de los pocos registros discográficos lanzados por Rojas. Se conforma por canciones con ya varios años de historia musical, desde la década del ’70 al nuevo milenio.
Dentro de los hitos en su cerera musical del último tiempo, se encuentre el haber obtenido el primer lugar en el XLIV Festival del Huaso de Olmué en 2013, con la canción “La Viuda de Tenaun”, luego de cuatro intentos en el certamen, hecho que lo llena de orgullo y felicidad.
Tras la presentación a los socios y público asistente de Pachy Rojas por Jorge Marín, encargado de RRPP del Centro Melchor Concha y Toro, el invitado se mostró agradecido por estar en la tertulia, oportunidad en la que dijo se volvió a reunir con “buenos y viejos amigos de Puente Alto” en un maravilloso encuentro lleno de recuerdos.
Oriundo de la población Maipo, Pachy Rojas estudió en el Liceo Puente Alto y la Escuela Cosolidada. En su niñez y juventud fue un destacado deportista, siendo jugador de básquetbol, participando de diversos torneos interescolares, saliendo campeón en 4 de ellos por el FATEVI (Fábrica de Textil Victoria).
A los 26 años, se fue a buscar nuevos horizontes al extranjero, viviendo unos años en Australia y Canadá, “una aventura personal” según sus palabras, viviendo grandes experiencias, pero finalmente retornó a su querida tierra a y su amado Puente Alto, pues “acá está lo que uno más quiere, la familia, los amigos y los afectos”.
Finalmente, los asistentes pudieron realizar consultas y preguntas al invitado, quien luego procedió a entonar un par de canciones, las que fueron seguidas atentamente con entusiasmo y con grandes aplausos por los asistentes.

FORCENTER