Deportes

30 enero, 2019

Matías “Halcón” Rodríguez, rompe record con su valla invicta

Matías Halcón Rodríguez, rompe record con su valla invicta

 

El excelente portero Matías “Halcón” Rodríguez, de 12 años, cada día va subiendo más su nivel bajo los tres palos de Juventud Internacional y Cobresal de Puente Alto, se llevó todos los elogios y los premios en Villarrica, jugando por su club, al realizar una estupenda campaña, logrando tener su valla invicta y teniendo el record, sin ni un gol en siete partidos.

Este pequeño puentealtino, que lleva casi tres años en Cobresal cubriendo el arco nortino, con sus casi 13 años y con 1,64 de estatura, cursó el séptimo básico con un 6,3 en el Colegio Altazor de Puente Alto; hijo único de Lorena Valdés y Alejandro Rodríguez. El “Halcón” Rodríguez, que también viste los colores de Juventud Internacional de Puente Alto, participó con mucho éxito en el Torneo Internacional de Villarica en su segunda versión.

Este muchacho fue figura indiscutida del Torneo,  demostró que los trabajos y los entrenamientos que realiza en Cobresal en el Torneo de la ANFP, arquero titular por Cobresal, todos los días a las 16:00 horas en el Complejo Deportivo “Amador Donoso Rodríguez”, le han dado excelentes resultados.

Matías, tiene una personalidad única, tanto en el campo de juego, como también para conversar con nuestro medio: “Fuimos campeones en mi serie sub-12 como siempre, acostumbrado a ganar… me llevé, como dice usted, dos medallas: una por campeón en mi serie Sub-12 y la otra como jugador destacado del campeonato… salí con mi valla invicta sin ni un gol en siete partidos, jugué cinco partido en fase de grupo y la semi final y la final, dejé mi arco invicto,  la final la jugamos con los argentinos y le ganamos… ahora cuando no entreno juego y entreno en Juventud Internacional, el lunes vuelvo a los entrenamientos de Cobresal”.

Sus padres orgulloso de Matías, su madre Lorena Valdés, nos dice lo siguiente: “Es un niño muy ordenado, en todo se la juega al máximo, nosotros con mi esposo no lo obligamos a nada a él, le gusta el fútbol y siempre lo apoyaremos, yo lo acompaño a todas ya que su padre trabaja, a veces lo acompaña como esta vez en Villarrica que fue un lindo torneo, compartimos con los otros apoderados… es muy buen hijo, no estudia nunca y tiene buenas notas, muy responsable en el colegio donde los profesores le tienen mucho aprecio”, concluyó.

 

(Nota en edición impresa de miércoles 30.1.19)

popup