Reportaje

18 marzo, 2019

Los precios de los combustibles en Puente siguen golpeando el bolsillo

Los precios de los combustibles en Puente siguen golpeando el bolsillo

El miércoles 6 de marzo pasado la Empresa Nacional del Petróleo (Enap) informó que, tras diecinueve semanas a la baja, todos los combustibles subirían en su valor, donde el precio del diesel se incrementó fuertemente.

Así, según el informe semanal de precios, las bencinas de 93 octanos subieron $4,3, dejando su valor de referencia en $689,4 por litro, mientras que la de 97 octanos se elevó $1,5 y dejando su costo de referencia en $707,4 por litro.

En tanto, el kerosene (parafina) aumentó su valor en $1,9 por litro, quedando en un precio de referencia de $499,2.

El diesel, por su parte, tuvo un alza de $5,1, quedando con un precio de referencia de $513,2.

Finalmente, el gas licuado de petróleo registró un aumento de $6,6 por litro, para quedar con un precio de referencia de $209,4.

Las alzas en los precios, según el informe de Enap, se debió a los movimientos registrados en el mercado internacional de la Costa del Golfo durante el período que se toma como referencia para el cálculo, que fue desde el lunes 18 de febrero al viernes 01 de marzo de este año.

Sin duda que las baja de casi cinco meses alivió en parte el bolsillo de los automovilistas, en especial de aquellos trabajadores que viven del transporte público, como colectiveros y taxistas, que sienten el alza o la baja de los combustibles de manera más sensibles.

Sin embargo, a nivel local las quejas de los automovilistas no aminoran y casi, como un consenso concertado, sostienen que el valor de las bencinas, en especial es caro, en comparación con otras comunas del Gran Santiago

 

COMPARACIÓN

PALD hizo un breve análisis comparativo  de los valores de las bencinas de 93, 95 y 97 octanos, como asimismo del diesel, entre las comunas de Puente Alto, La Florida y San Bernardo.

En el caso de los 93 octanos, el promedio más caro está en Puente Alto ($753), mientras que el más barato en San Bernardo ($732).

Lo mismo pasa con la de 97 octanos, donde el valor menor está en la ciudad del Cerro Chena.

“La verdad de las cosas es que siempre voy a la Petrobras de Concha y Toro porque hace un descuento a los taxistas de $10 por litro. También hay otra bencinera barata en El Peñón al llegar a Concha y Toro”, contó César Villagra, 18 años como taxista en Puente Alto.

Juan Donoso, experimentado taxista local, expresó que en la comuna están los precios más caros de las bencinas y que el único servicentro realmente barato está en Los Morros, en la comuna de San Bernardo.

“Acá en Puente Alto ya no hay picada. Aquí hacen descuento de un 10%, pero la única que hay está en San Bernardo, en la entrada, en Los Morros. Allí hay como $40 de diferencia con Puente Alto. Uno si va por esos lados aprovecha de cargar, pero acá en Puente no pasa nada. Aquí se ponen de acuerdo, yo creo. No hay mucha competencia”, dijo este conductor que lleva 41 años taxiando.

Por su parte, Jorge Córdoba de la Línea 4005 Papelera, comentó a Reportajes de PALD que en la comuna no hay mucho donde cotizar, ya que las bencineras no tienen precios muy llamativos o con ofertas.

“Vengo a una que está en el centro. Yo voy solamente allí. Aquí en Puente Alto es carísima la bencina. Afuera es un poco más barata, pero acá es cara”, declaró.

Para Luis Villar, en tanto, conductor de la Línea 4049, Las Mercedes-Gandarillas, aseguró que el precio de las bencinas es el más caro de toda la región Metropolitana.

“Sí, es la más cara. Acá en Puente Alto todo es lo mismo. No hay competencia. En San Bernardo, $80 a $90 más barata que acá. No hay una explicación lógica. Ese es el tema. De hecho algunos colegas van a Los Morros a cargar el estanque. Allí está más barata. Como pasan por ahí o esperan que el estanque esté medio vacío, van llenar full allá”, detalló este colectivero.

 

POR QUÉ ESTA REALIDAD

De acuerdo al Servicio Nacional del Consumidor (Sernac), hay varios factores que explican estas grandes diferencias entre bencineras de una o comuna y otra.

Así, en conclusiones de un informe comparativo, el Sernac determinó lo siguiente:

-Normalmente hemos observado un comportamiento desigual de las bencineras de manera tal que, cuando los precios suben, lo hacen rápidamente, en cambio cuando bajan, lo hacen lentamente.

-Así como las empresas son libres de fijar sus precios, los consumidores son libres de privilegiar a quienes traspasan las bajas oportunamente a fin de beneficiarlos.

-Por otra parte, tenga presente que la carga del combustible es una acción que se puede planificar, a fin de escoger aquellas bencineras que dentro del trayecto usado habitualmente ofrecen el precio más conveniente.

-SERNAC, seguirá monitoreando este mercado, informando a los consumidores los precios de referencia para facilitarles la comparación y preferencia por quienes les ofrecen los mejores precios.

Lo cierto, es que a nivel local la competencia es baja y los valores están sobre el promedio de otras comunas de la Región Metropolitana, de ahí que la percepción de los automovilistas sea la correcta.

Un ejemplo claro es la diferencia entre el servicentro de Eyzaguirre con Ejército Libertador y la Copec de Concha y Toro con Eyzaguirre.

En la primera de las mencionada, la bencina de 93 octanos está en $768, mientras que en la segunda el valor es de $754.

En el caso de la 95, en el recinto de Ejército Libertador, el litro está en $807, mientras que en la Copec el valor es de $786.

En este caso, a los consumidores no les sale conveniente cotizar, ya que perderían mucho combustible.

Por eso, es que lo mejor es que vigilen y comparen los precios por sitios en internet, como bencinas en línea, que es una buena herramienta para ahorrar un poco el bolsillo y subir un poco más el estanque.

 

¿Cómo se llega al precio final de los combustibles?

Muchos conductores y transportistas se  preguntan cómo se calcula el valor final de los combustibles, en especial de las gasolinas.

La mayoría no entiende cómo pueden pasar meses de baja y otros tantos de alzas sistemáticas.

Pues bien, el Golfo de México, el tipo de cambio y los efectos de lo que pasa en Estados Unidos son siempre los responsables, según las autoridades locales, respecto al alza o baja en el precio de los combustibles.

Para conocer cómo se calcula, se debe partir conociendo el precio total que da a conocer Enap.  Por ejemplo,  del valor  de la gasolina de 93 octanos,  que estuvo en su momento a  $783,7 en la Región Metropolitana, cómo se divide la composición de ese monto.

De este valor, un 48,7% corresponde al costo con el que se compra el combustible a las refinerías, que durante este periodo alcanzó los $381,6. A esto se le agrega el margen bruto de comercialización, que es de $64,2 correspondientes al precio fijo que perciben las estaciones de servicio por litro de bencina vendido.

Al valor anterior se le agrega lo que acapara el Estado en concepto de impuestos. El IVA alcanza los $84,6 con un porcentaje fijo del 10,8%. En tanto, el impuesto específico a los combustibles corresponde al 32,2%, en base al cálculo de 6 UTM ($41.263 en febrero) por cada metro cúbico de bencina, sumando $247,5 más al total.

Finalmente, a estos valores se le agregan $8 que corresponden al precio del transporte vía oleoductos Sonacol desde Con Con a Maipú, precio variable según las distancias que deben ser recorridas y las formas en que llegan los combustibles a otras zonas del país.

 

(Reportaje en edición impresa de sábado 18.3.19)